Cómo comunicar la separación a los hijos

Pautas a seguir

 

Algunas pautas, que como psicóloga recomiendo seguir, para comunicar a los hijos la separación de los padres:

 

● 1. Hablarles del tema cuando la decisión de la separación sea firme, pero antes de que se concrete la salida del progenitor del hogar. Permitir a los hijos que expresen en ese momento sus emociones, que lloren o protesten, conteniéndolos y conservando la calma

 

● 2. Comunicarles la noticia los dos padres conjuntamente, para que sientan que es una decisión de los dos, reflexionada, aceptada y permanente. Utilizando un lenguaje claro para los niños, y diciéndoles siempre la verdad.

 

● 3. Convencerles que es una medida que han tomado como adultos, y que ellos no han intervenido para nada en la misma. Y que tampoco deben tomar partido por ninguno de los dos padres.

 

● 4. Destacar que si bien es un momento difícil para la familia, piensan que es lo mejor para todos. En un ambiente relajado y afectivo, reiterar que no hay culpables, y ante la situación presentada consideran que es la mejor salida; así de este modo, se terminarán las peleas y la infelicidad de los padres.

 

● 5. Afirmarles que seguirán teniendo a los padres a su disposición constantemente aunque no convivan, y que ambos les continuarán queriendo siempre. Insistir en que, cada vez que necesiten hablar con cualquiera de los padres, ellos siempre estarán para escucharles.

 

●  6. Explicar la causa de la separación, sin entrar en detalles, haciendo hincapié en que la convivencia es imposible por falta de entendimiento o de amor (según sea el caso) y que de esta manera podrán estar más tranquilos.

 

● 7. Tranquilizarlos, diciéndoles que se verán asiduamente y que seguirán realizando las actividades habituales con ellos, como paseos, viajes, acompañarlos al colegio, etc., aunque alternativamente entre el padre y la madre. Se debe hacer saber a los hijos que la prioridad siguen siendo ellos y que se tendrán en cuenta sus necesidades e intereses.

 

● 8. No mentirle sobre ningún detalle de la separación, ni hacerles promesas que no podrán cumplir; y, sobre todo, no sobreprotegerlos debido al sentimiento de culpa que los padres suelen tener en esta situación.

 

● 9. Hablar con todos los hijos en el mismo momento, y si la diferencia de edad es mucha, luego hablar por separado con cada uno, atentos a los efectos diferentes que puede causar la noticia según la etapa de desarrollo por la que atraviesa cada uno.

 

● 10. Decirles que saben la tristeza que les genera la separación y que lo sienten, pero que deben ser fuertes para enfrentar la crisis familiar y seguir manteniendo una buena relación entre todos, a pesar de la separación. Por último, plantear con optimismo un futuro mejor, una vez atravesada la primera etapa de adaptación, que será difícil.

 

Hay que tener en cuenta que si aparecen indicadores de problemas psicológicos, emocionales o relacionales en los niños después de la separación de la pareja es muy importante buscar asesoramiento profesional de psicólogos o psicólogos online para abordar lo antes posible el problema.

 

Psicóloga Claudia Alberto Fermanelli